17/8/10

Concretando de a poco

Veníamos esperando bastante por la concreción de algunos temas que nos estaban preocupando bastante. En la jornada de hoy ya se confirmaron dos hechos que a Manolo y a todos los carboneros nos van a dejar más tranquilos.

La primera tiene que ver con una baja en el plantel. Se arregló la llegada de Gastón Ramírez al Bologna italiano y el club recibirá 2,8 millones de dólares por ser propietario del %85 del pase y además recibirá el %15 de una futura venta. Además de afirmar lo importante que es ese dinero para las economía del club, esta contratación tiene otro significado. Es cierto de que deportivamente no nos convenía que Gastón se fuera, fue un arma fundamental para la obtención del Campeonato Uruguayo próximo pasado. Pero en lo personal para él ésto puede leerse como un premio, premio a la humildad y a la dedicación que él aportó a cada entrenamiento cuando fue ascendido. Debutó en la primera división de la mano de Julio Ribas y desde ahí se noto de que era un jugador diferente, con un potencial bárbaro. Ojalá le vaya muy bien en Europa y logre demostrar todo lo que sabe e hizo acá en Peñarol.



La otra noticia importante es la renovación contractual de Alejandro Martinuccio. Los días pasaban y el delantero (y nosotros los hinchas) seguía desconociendo su futuro inmediato. Lo concreto es que renovó por una nueva temporada y si le toca emigrar Peñarol recibirá una suma de dinero. Dato no menor el de la renovación por un año, ya que por lo menos lograremos mantener la delantera (además del arco, la defensa aún no se sabe) goleadora que nos trajo la Copa Uruguaya 2009/2010.

Igualmente faltan temas para solucionar, como por ejemplo el caso de Egidio Arévalo Ríos, quien parece que con el paso del tiempo esta cada vez más cerca de terminar jugando seis meses más en Peñarol. Su vuelvo a Europa se ha dilatado demasiado. Y otro, al cual seguramente se le estará renovando el contrato es a Darío Rodríguez. Las diferencias del club con el experiente jugador pasaban por el tiempo de renovación según palabras textuales del vicepresidente auriengro Welker: "no tenemos diferencias económicas, sino de plazo, que vamos a tratar de resolver porque Darío es un hombre de la casa, muy querido. No creo que vaya a haber muchos problemas".

De a poquito se va armando el equipo del Campeón del Siglo y actual Campeón Uruguayo, preparate hijito... vas a necesitar más de un muñeco para derrotar a la máquina carbonera.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Datos Personales