10/3/13

Peñarol 2 - 0 Bella Vista Clausura 2013

Pasó lo que se esperaba en la previa. La diferencia entre Peñarol y Bella Vista, futbolísticamente hablando (además de otros temas) fue inmensa en la tarde de ayer. Peñarol fue demasiado cuadro para este pobre equipo dirigido por Julio Ribas. Pero no es el sentido burlón el que me hace escribir estas palabras, sino porque en la previa advertimos que este era el gran partido para darle minutos a jugadores que no han tenido muchas oportunidades. Pero no fue así, Da Silva (igual que la directiva) tienen al Campeonato Uruguayo como prioridad, aunque eso no era obstáculo para darle descanso a jugadores que no lo han tenido, teniendo en cuenta el rival.

Peñarol salió jugando con Enrique Bologna, Matías Aguirregaray, Carlos Valdez, Darío Rodríguez, Aureliano Torres; Marcel Novick (59′ Ignacio Nicolini), Sebastián Cristóforo (45′Antonio Pacheco), Fabián Estoyanoff; Sebastián Gallegos, Marcelo Zalayeta (77′ Carlos Núñez) y Juan Manuel Olivera.

El primer tiempo, como todo el partido, fue dominado por Peñarol. Tremenda diferencia entre ambos equipos. Peñarol se dedicó a cuidar la pelota, jugar por abajo, prolijamente, buscando los espacios para llegar al gol. Fue complicado por la fuerte defensa que armó Ribas. Se armaban las jugadas por abajo, se tiraba algún centro, pero la pelota era desviada por el arquero o reventada por algún defensa. Hasta que llegó el gol, por parte de Fabián Estoyanoff, quien desde afuera del área le pegó fuerte contra el palo, inatajable. Si antes había diferencia entre ambos equipos, con el gol mucho más, porque Peñarol siguió en la misma, cuidando el balón, jugando por abajo, con paciencia. Dicen que no hay mejor defensa que un buen ataque, por eso es que tanto la defensa como el propio Bologna tuvieron una tarde muy tranquila. Así transcurrió el primer tiempo, sin ningún cambio, con Peñarol jugando a su antojo, y Bella Vista aguantando el partido.


La cosa no cambió para nada en el segundo tiempo. Además, ya en los primeros minutos, con Pacheco en cancha, llegó el segundo gol de Peñarol por parte de Sebastián Gallegos, tras una gran jugada colectiva con perfecta asistencia de Olivera. Con el segundo gol se cerró definitivamente el partido, no hubo nunca una respuesta del conjunto papal, jugado muy a la defensiva a mi gusto (estilo de Ribas). Visto esto, Da Silva aprovechó para rotar el plantel, dándole ingreso a Ignacio Nicolini por Novick y, más tarde, a Carlos Núñez por Zalayeta. Digo lo mismo de siempre, difícil un delantero pueda hacer algo con 13 minutos en cancha, así es muy difícil poder juzgar a Núñez. Es injusto decir si jugó bien o mal, si es buen o mal jugador, cuando lo utilizan 15 o 20 minutos por partido. ¿Cuándo una oportunidad del arranque? Si no lo quieren titular, por lo menos que juegue 45 minutos completos, y de paso se le da descanso (merecido) a Olivera o Zalayeta. Y lo que digo de Núñez es igual para todos los suplentes que tiene Da Silva a disposición. Pero tiene un gran plantel, tanto en cantidad como calidad, y creo que sería bueno para todos una buena rotación, lo digo para prevenir lesiones...


Si menciono todo esto es porque del partido no queda nada por decir. Quizás quede por destacar la muy buena labor de Antonio Pacheco en el armado, metiendo muy buenos pases en profundidad que no terminaron en gol por defectuosas definiciones. "A Pacheco lo vemos muy bien, evolucionado y suelto en el juego. Me alegra mucho. ¿Si estará en la convocatoria para Vélez? El domingo evaluamos y armaremos el equipo. Tenemos a Novick con una molestia muscular" dijo el entrenador sobre el 8 aurinegro; mientras que sobre el partido del martes por la Copa frente a Vélez, a puertas cerradas, mencionó: "Es muy difícil saber lo que puede pasar. No es una práctica. Vamos a encarar el partido como si hubiese 50.000 personas en el Estadio. No sé puede sentirlo el futbolista. Me tocó jugar a puertas cerradas y es algo extraño. Se escucha todo. Además, el Estadio es grande y la tribuna vacía… El Grupo (4) es parejo. ¿Si el punto sirve? Sí, llegaríamos a siete y ganando los tres acá estaríamos muy cerca de clasificar".

"Todo salió como lo planificamos y en líneas generales hicimos un buen partido. El equipo fue serio, contundente, anotando goles en los dos tiempos. Somos conscientes que los dos certámenes son muy importantes y si es difícil cambiar el chip, obligados lo tenemos que hacer para sumar puntos en el torneo local que lo queremos ganar. La Copa ilusiona mucho a los hinchas y es lógico. Estamos bien colocados y con chance de avanzar a la siguiente fase. Después viene el mano a mano y es otra historia. El equipo está firme y en senda triunfal. En lo personal, estoy jugando seguido y me siento cada vez mejor en busca del ritmo futbolístico de competencia" expresó Antonio Pacheco, quien fue elegido por la TV como el mejor jugandor del partido.


Peñarol ganó bien, triunfo justo. Sigue prendido arriba en la Anual y le sacó diferencia a Defensor Sporting, que ayer perdió y ahora esta a 5 puntos del líder. La obligación principal de Peñarol es ganar la Tabla Anual para tener ventaja en una posible definición, la cual quedaría sin sentido si también gana el Clausura, torneo que también esta peleando en los primeros puestos. Es difícil, obvio, pero el ir partido a partido, con humildad, siempre (o casi) trae buenos resultados, no hay que creerse nada. Hay que seguir así.

1 comentario:

  1. No da para comentar el partido. Tres puntos para sumar y esperar el partido del martes. No sera facil la revancha con velez, pero es en la dificiles que el equipo ha sacado buenos resultados afuera. Esperamos con esperanza ese partido. Otro tema que hay que encarar y ya lo he comentado es los barrabravas. Pais chico nos conocemos todos. Hay que apretar, de lo contrario "nos prenden fuego el estadio propio" Saludos DEL FLOGUER

    ResponderEliminar

Datos Personales