22/2/14

Cambios para ganar

El plantel no consigue tener dos o tres resultados positivos que den tranquilidad. La Copa Libertadores pasó de ser una obsesión a misión imposible, y más con los elementos de tercera edad con los que contamos. Oscuro panorama que obliga, una vez más, a priorizar el mediocre y amateur torneo local uruguayo.

Cambios para ganar, esa es la idea. Lo único firme es Castillo al arco, después hay modificaciones en todas las líneas. Y ellas no se originan solo por molestias musculares (Macaluso), sino por el pésimo nivel mostrado. En defensa se anuncia el retorno a la titularidad de Joe Bizera y Gonzalo Viera, quienes acompañarán a Valdez en la línea de tres. Los laterales serán Baltasar Silva y Japo Rodríguez. El doble cinco parecen integrarlo Marcel Novick y Orteman, lógicamente, porque en sanidad están los verdaderos titulares, o sea, ninguno de los dos ha tenido minutos como para justificar su presencia, ni siquiera, en el plantel. Más adelante estarán Marcelo Zalayeta con Jonathan Rodríguez y Javier Toledo, el argentino que llegó a último momento hará su estreno absoluto como jugador de Peñarol.


La insistencia con los veteranos parece no tener fin, y este concepto no lo cambio aunque se logren los puntos en lo local. Peñarol tiene en el plantel, y por qué no, en la tercera, jugadores que pueden rejuvenecer al plantel, hacerlo más veloz y con más vértigo. No hace mucho sonaba Kevin Mendez, todo el mundo hablaba maravillas de él y nadie podía responderse por qué no tiene minutos en el plantel principal. Lógicamente, en un lugar donde priorizan a los viejos con cuerpos destrozados, lentos y pesados, es obvio que un juvenil con condiciones no tiene lugar. Ni hablar en la necesidad de contar con jóvenes volantes de marca, porque ni Novick ni Orteman han hecho algo como para mantenerlos en el primer equipo. Pero claro, fue fácil hechar como un perro a Nicolini... ¿Y Hernán Novick? 

Las perspectivas para las próximas semanas no son las mejores. Fue demasiado ver como en la semana un cuadrucho con jóvenes rápidos le puede pintar la cara a un enorme de América integrado por un amplio vejestorio. Todos debieron sacar sus conclusiones y aprender de ello. Pero en Peñarol parece que no.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Datos Personales