29/5/16

Peñarol 1 - 2 Plaza Colonia Torneo Clausura 2016

Peñarol jugó con Gastón Guruceaga, Matías Aguirregaray, Carlos Valdez, Guillermo Rodríguez, Maximiliano Olivera, Nahitan Nandez, Marcel Novick, Luis Aguiar (80′ Nicolás Albarracín), Maximiliano Rodríguez (69′ Hernán Novick), Diego Forlán y Miguel Murillo (64′ Diego Ifrán). Suplentes: Damián Frascarelli, Andrés Rodales, Federico Valverde y Tomás Costa.

La verdad es que a esta hora nos imaginábamos con una sonrisa de oreja y oreja, abrochando la Tabla Anual y consiguiendo la punta del Torneo Clausura. Pero no. Este plantel de jugadores y cuerpo técnico nos tenían una sorpresa. ¿Facilitar las cosas? ¿Depender de nosotros mismos? ¿Evitar finales? ¿¡WTF!? Noooo. Nada de eso. Sin dejar de jugar horrible, volvimos a darle vida a Nacional y entregamos en bandeja el Torneo Clausura.

A ver. Peñarol venía jugando espantoso, hasta que Da Silva metió mano en los juveniles por algunos veteranos que habían decepcionado, y no pasamos a ser el Barça pero alguuuuna mejoría, sobre todo con la pelota, se había conseguido. Principalmente por el lado de Valverde. Así y todo habíamos dejado en el banco de suplentes a aquellos que dieron pena en la Copa Libertadores y pasamos a confiar en los pibes. Peeeero, el técnico seguía siendo Da Silva, y aunque en el clásico le salió redondo, para este partido, de local, en nuestro Estadio, contra un cuadro chico del interior que juega rápido y bien, volvió a confiar en jugadores con varios años y lentos, perchando en el banco de suplentes a Valverde y Rossi. 

Igualmente, una cosa no quita la otra. Da Silva jamás encontró un equipo titular. Absoluta decepción han generado algunos "indiscutidos titulares" al punto de perder su lugar en el once inicial con pibes de 17 y 18 años. La culpa siempre la tiene el otro y no nosotros. Falta de creación y gol en el plantel. Falta de idea en el manejo del equipo, dado que mientras para un partido fulanito es titular, para el otro ni concentra. En fin, un quilombo bárbaro, que tarde o temprano te pasa factura. Realmente es increíble que así y todo Peñarol esté a un paso de quedarse con la Tabla Anual y tener ventaja a la hora de definir el Campeonato Uruguayo con Plaza Colonia.

Mal Peñarol. Otra vez, que fue tan livianito que no pudo impedir que Plaza Colonia, de los equipos más humildes del fútbol uruguayo, ascendido esta temporada, se consagrara Campeón del Torneo Clausura restando una fecha por jugar en el mismísimo Campeón del Siglo.

Vergonzozo. Lamentable. Imperdonable lo de los jugadores y el cuerpo técnico. Patético. Podrán salir Campeones, o no (hoy por hoy no podemos asegurar nada), y sin importar lo que pase, hay muchos que han dejado de justificar vestir la camiseta de Peñarol, y ya es la hora de dejar de tirar guita por nombres y apostar por los pibes de las inferiores, que en más de un partido le salvaron los puntos al equipo. El día que nos demos cuenta de eso, de dejar de matarle el hambre a los viejitos y armar un plantel para pelear cosas en serio local e internacionalmente, se acabaran todas estas decepciones.

Una cosa no quita la otra, y tal como lo hicimos en nuestra cuenta oficial de Twitter y Facebook, felicitamos a Plaza Colonia por el logro obtenido. Quizás su seriedad y profesionalidad sirva de ejemplo.

Titulares frente a Plaza Colonia en el Campeón del Siglo

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Datos Personales