4/9/16

Peñarol 2 - 0 Fénix Uruguayo Especial 2016

Peñarol jugó con Gastón Guruceaga, Andrés Rodales, Maximiliano Perg, Bressan (51′ Yefferson Quintana), Mathías Rodríguez, Angel Rodríguez, Tomás Costa, Hernán Novick, Nicolás Dibble (83′ Nahitan Nández), Junior Arias (71′ Miguel Murillo) y Gastón Rodríguez. Director técnico: Jorge Da Silva. Suplentes: Damián Frascarelli, Alex Silva, Nicolás Albarracín y Diego Rossi.

Gran partido de Peñarol, dado que sin perjuicio de haber jugado contra el mayor destructor de fútbol de nuestro país, demostró la mejor cara en cuanto al juego colectivo. No nos cansamos de marcarlo, Peñarol logró dominar de principio a fin con balón por el piso, al pie, jugando con paciencia, lateralizando en lugar de preferir el pelotazo, con muchísimo movimiento de sus delanteros. Realmente, costaba creer que el equipo dirigido por Da Silva tuviera esta gran mejoría en cuanto al juego habiendo tenido tantos cambios en el plantel. Aunque todo lo anterior no quita que hayamos jugado contra un equipo muy inferior en cuanto a potencial, que prefirió replegarse en su campo centrando su juego al contragolpe.


Da Silva sorprendió a todos con la inclusión de Gastón Rodríguez en el equipo titular, quien no hace 10 dias está en Los Aromos, demostrando el jugador sus óptimas condiciones físicas (su juego lo mejorará con los partidos). Gastón Rodríguez, Junior Arias, Nicolás Dibble, Hernán Novick y Tomás Costa fueron demasiado para la bañadera de Rosario Martínez. Los cinco mencionados más Ángel Rodríguez dominaron el juego de mitad de cancha hacia adelante, buscando los espacios por las bandas pero sin recurrir al pelotazo. Los defensas se enloquecieron persiguiendo a nuestros delanteros, quienes gozaron de la más amplia libertad para desarrollar el juego.

El primer gol de Peñarol llegó tras una gran jugada colectiva por el medio, en la cual Junior Arias desbordó por izquierda, cedió el balón a Matías Rodríguez quien con un centro sutil habilitó a Dibble en el área para marcar el primero. Luego del final del primer tiempo, el juez expulsó al zaguero Pallas de Fénix por duras protestas, dado que sin perjuicio que el arbitraje fue -nuevamente- nefasto para los dos equipos, no se cobró un claro penal a favor del rival. Justo es decirlo cuando nos roban y cuando roban a los otros. Burros, nefastos, que hunden aún más al fútbol uruguayo.

Para el complemento, con un jugador más, Da Silva no hizo cambios y el dominio de Peñarol continuó. Fénix se lanzó al ataque y tuvo alguna chance que solucionó sin problemas el capitán Guruceaga. Da Silva comenzó la rotación del plantel, dándole ingreso a Murillo y Nandez (Quintana entró por la lesión de Bressan), y fue el propio colombiano el autor del segundo gol, tras un pase en corto de tiro libre de Hernán Novick, Murillo la recibió para sorpresa de todos, media vuelta y PUM al fondo del arco. Gol y partido.

Además de el gran juego en colectivo del equipo, lógicamente los mejores rendimientos estuvieron del medio de la cancha hacia adelante. Muy firme Ángel Rodríguez, Tomás Costa cada vez más certero con los pases, Dibble imparable, Arias y Gastón Rodríguez con mucha movilidad, pero lo mejor fue la actuación de Hernán Novick, siendo el organizador del juego de Peñarol con gran vértigo y precisión y estrellando un tiro libre al palo. 

Buen partido de Peñarol. Esperemos que no sea un oasis, que definitivamente y a pesar de las bajas obligadas, Da Silva haya encontrado el equipo y el equilibrio en el juego. Vamos por más.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Datos Personales